10 problemas comunes al comprar una casa que debe evitar

Comprar una casa es algo emocionante; lidiar con los problemas de comprar una casa no lo es tanto.

Y es que muchos compradores suelen encontrar problemas que no habían ni imaginado. Por eso, hoy va a conocer los 10 problemas más comunes que los compradores de una nueva casa suelen afrontar para que usted pueda tomar las medidas necesarias para resolverlos a tiempo e, incluso, evitarlos.

[MINI-GUÍA GRATUITA] 8 Pasos para Comprar una Casa en Miami

1. Encontrar la casa adecuada

A la mayoría de compradores les resulta difícil encontrar una propiedad que cumpla con sus expectativas.

Si tiene en mente todos los requisitos que debe incluir su nueva casa, pero no encuentra una propiedad con las escuelas, espacios verdes, precio… adecuados, el primer paso es empezar por conocer vecindarios para encontrar la opción perfecta. Si planea comprar una casa en Miami, puede empezar por por descubrir las mejores zonas de Miami para comprender cuáles son los mejores lugares para vivir e invertir.

2. Obtener una hipoteca

Obtener una hipoteca para la compra de una casa suele ser uno de los principales problemas que encuentran los compradores.

Los criterios de asequbilidad se han endurecido en los últimos años. Ahora los compradores deben poder demostrar que pueden hacer frente a los reembolsos hipotecarios, tanto ahora como en el futuro, si las tasas suben.

No obstante, todavía hay algunas cosas que puede hacer para conseguir una hipoteca fácilmente. Por ejemplo, ahorrar un depósito mayor y verificar que su informe crediticio está en buena forma antes de iniciar el proceso de solicitud.

3. Retrasos en la cadena

Una cadena de propiedad ocurre cuando un vendedor también está comprando una propiedad, lo que significa que hay más de una casa involucrada en la «cadena de transacciones». Este es uno de los problemas más frecuentes cuando compra una casa.

Tenga en cuenta que cuanto más larga sea la cadena, mayores serán las probabilidades de encontrarse inmerso en retrasos y otros problemas que puede terminar por dejarlos a todos en el punto de partida.

4. Problemas de traspaso

El traspaso consiste en las tareas legales que tienen lugar en el periodo que transcurre entre que se acepta tu oferta y se finaliza la venta.

Tu abogado o transportista gestionará asuntos, como los impuestos de timbre, cobrar y transferir dinero, redactar los contratos y tratar con el Registro de la Propiedad.

No suele ser la parte más atractiva de comprar una casa, pero realizar estas gestiones de manera adecuada es crucial, ya que es clave para marcar el ritmo de la transacción y mantener las cosas en su cauce.

5. Encuestas de viviendas confusas

Las encuestas suelen ser una de las principales causas de problemas al comprar una casa.

Si bien las encuestas son una excelente forma de obtener una idea más precisa de la condición en la que se encuentra una propiedad y de cualquier trabajo que deba llevarse a cabo, las encuestas pueden ser resultar complicadas de comprender cuando utilizan algo de jerga para describir los problemas.

6. Vendedores que se retiran

En ocasiones, los vendedores se sienten en la obligación de retirarse porque su propia compra no se llevó a cabo. Aunque también puede que simplemente cambie de opinión.

En estos casos, hay poco que se pueda hacer.

7. Dormirse en los laureles

Es posible que un vendedor acepte su oferta sobre una propiedad, pero que luego se retire y acepte una oferta más alta de otro comprador diferente.

Estos casos, además de frustrante y de hacerle perder su posible casa ideal, también le costará dinero que habrá invertido en búsquedas, encuestas, abogados y solicitudes varias.

Si bien se están introduciendo acuerdo de reserva que eviten estas situaciones, es una cuestión importante que debe evitar pasar por alto.

8. Superar el día de finalización

El último día puede ser el último obstáculo que encuentre cuando compre su próxima casa.

Cuando intercambia contratos y establece una fecha de finalización, llega el momento de recibir las llaves de su nueva casa y es cuando su compañía hipotecaria libera los fondos restantes al vendedor.

Si está inmerso en una cadena larga, puede que tome algo de tiempo hasta que los fondos se liberen para cada parte, por lo que es básico disponer de un plan de respaldo, como tener un lugar para quedarse en caso de que su día de finalización se retrase.

9. Problemas con la empresa de mudanzas

Puede que parezca que llegado este momento, el estrés habrá llegado a su fin. La realidad es que aunque una empresa de mudanzas le ayuda a empacar y trasladar sus cosas a su nueva propiedad, gran parte del desafío está en encontrar una empresa de mudanzas con disponibilidad para empaquetar sus bienes para que estén protegidos durante el tránsito.

Un consejo: tómese el tiempo necesario para investigar la mejor empresa de mudanzas para usted.

10. Vendedores que dejan un caos

Es posible que cuando cruce la puerta de su nueva casa, se encuentre con una sorpresa desagradable: una propiedad en malas condiciones o muebles inesperados.

Para evitar tener que lidiar con artículos grandes y voluminosos que cuesta dinero deshacerse de ello, puede tener por escrito en su contrato que el vendedor deja la propiedad en buen estado.

Si encuentra muchos artículos que no se mencionaron anteriormente, tiene derecho a presentar una queja.

Comprar una casa nueva puede involucrar muchos problemas: tiempo, estrés y altos costes, por no hablar de todos los problemas que escapan a su control.

La buena noticia es que todavía hay algo que puede hacer: Asegúrese de mantener una comunicación clara y haga la elección de asesores hipotecarios respetados, empresas de mudanzas y transportistas que puedan trabajar según sus plazos pueden ayudar a que se mueva sin problemas.